Buscan aplicar la Ley de Tolerancia cero en todo el país

Fijando a cero el límite de alcohol permitido a la hora de manejar, se elimina la especulación sobre la cantidad de alcohol permitida

ARGENTINA- ARGENTINA- El diputado nacional Pablo Kosiner presentó un proyecto para hacer extensiva a todo el país la ley de Tolerancia Cero que se aplica con éxito en la provincia de Salta.

El objeto de este proyecto es introducir modificaciones a la ley Nacional de Transito N°24.449, con el fin de establecer tolerancia cero de alcohol al conducir cualquier tipo de vehículos.

La medida alcohol cero en las rutas, rige actualmente para los conductores de transportes de pasajeros menores y de carga.

Con este proyecto esta exigencia se extiende a todos los conductores, incluso a los particulares, en cualquier tipo de vehículos, ello en beneficio de la seguridad vial

El alcohol está introducido de tal forma en nuestra cultura que a muchos les resulta difícil admitir los inconvenientes que genera en la conducción. Muchas veces existe una gran tolerancia social hacia su consumo y hacia los problemas derivados de su uso.

Con una simple ingesta de alcohol, por pequeña que sea, el organismo comienza a experimentar fenómenos químicos que alteran las condiciones de los conductores al volante e incrementar la posibilidad de generar ó participar de un siniestro vial.

Según información del Instituto de Seguridad y Educación Vial (ISEV), a partir de 0,15 gramos de alcohol por litro de sangre, se da una disminución en los reflejos y el riesgo se incrementa en un 20%.

Desde los 0,20 las distancias comienzan a apreciarse falsamente y el riesgo de perder el control del vehículo ya es del 50%. Con un valor de 0,30 comienza a subestimarse la velocidad de circulación, con lo que se duplica la posibilidad de generar un siniestro vial.

A partir de un valor de 0,8 se advierte tal perturbación en el comportamiento del conductor que el potencial riesgo se multiplica por 4,5. Hasta ese límite, la conducción es considerada riesgosa y si se detecta una presencia de alcohol por encima de ese valor, ya pasa a ser evaluada peligrosa, para sí y para terceros.

Con 1,20 de alcohol en sangre, los efectos sobre el conductor son de una fuerte fatiga y pérdida de la visión y el riesgo se multiplica por 9, mientras que a un valor de 1,50 el estado es de embriaguez notoria. En este último caso, el riesgo se multiplica por 16, según las cifras del ISEV.

Fijando a cero el límite de alcohol permitido a la hora de manejar, se elimina la especulación sobre la cantidad de alcohol que cada persona puede beber sin superar el límite permitido.

Consideramos oportuno profundizar los cambios en la legislación como herramienta de prevención y fomentar una cultura de responsabilidad al momento de consumir bebidas alcohólicas.

El proyecto

Artículo 1°.- Modifíquese el inc. a) del art. 48º de la Ley 24.449, sustituido por art. 17 de la Ley N° 24.788 B.O. 03/04/1997 el que quedará redactado de la siguiente forma:

ARTICULO 48. - PROHIBICIONES. Está prohibido en la vía pública:

a)            Queda prohibido conducir con impedimentos físicos o psíquicos, sin la licencia especial correspondiente, habiendo consumido estupefacientes o medicamentos que disminuyan la aptitud para conducir. Conducir cualquier tipo de vehículos, motocicletas, ciclomotores, vehículos destinados al transporte de pasajeros y de carga, con alcoholemia cualquiera sea la concentración por litro de sangre. La autoridad competente realizará el respectivo control mediante el método adecuado aprobado a tal fin por el organismo sanitario.

Artículo 2: Comuníquese al Poder Ejecutivo Nacional

COMPARTIR

COLABORAN CON SALVEMOS VIDAS